Ganadería Intensiva y Extensiva: Qué son y qué diferencias tienen

Ganadería intensiva y ganadería extensiva: Qué son y diferencias

Ha sido la principal actividad de la humanidad para producir alimento desde hace más de 10.000 años, en el mundo globalizado de hoy en día, enfrenta contrastes y retos medioambientales.

La ganadería extensiva y ganadería intensiva son los métodos más comunes para el procesamiento de los alimentos que se consumen a nivel mundial.

¿Qué es la ganadería?

La ganadería es la actividad económica que consiste en la crianza, alimentación y explotación de animales mamíferos grandes y domesticados, también conocidos como ‘ganado’, que son adecuados para el consumo humano.

Para lograrlo, se agrupan estos animales en amplias extensiones de terreno abierto con abundantes nutrientes para que crezcan y se reproduzcan, por lo que es una actividad muy relacionada con la agricultura.

El objetivo: obtener carne, huevos, leche y lanas. Dependiendo de la especie y el producto, el ganado se clasifica en:

  • Ganado bovino (o vacuno): proviene de la vaca (hembra) y el buey (macho), es el principal tipo de ganado y el más trabajado en todo el mundo. De allí se extrae leche, carnes, cuero, entre otros productos.
  • El ganado ovino: de la oveja (hembra) y carnero (macho): importante fuente de pieles, lanas y leche.
  • Ganado porcino: del cerdo, es un mamífero del que se procesa una notable cantidad de carne, aceites y cuero para fines industriales.
  • El ganado caprino: de la cabra (hembra) o chivo (macho), con frecuencia localizado en zonas montañosas debido al hábitat del que provienen las cabras, se obtiene carnes y productos lácteos como leche y quesos.
  • Ganado equino: crianza de caballos para uso de trabajo o deportivo.

Una vez conocidos los principales tipos de ganados, se puede proceder a entender las dos principales metodologías con la que se trabaja la tierra:

Ganadería extensiva

Es la forma tradicional de la ganadería, hace uso de métodos orgánicos para la alimentación y desarrollo de los animales.

Para lograrlo, se permite que los animales hagan uso del terreno, alimentándose de pasto, pienso o cualquier tipo de nutrientes naturales.

Debido a que el objetivo es producir pero también proteger el territorio, se minimiza el uso de fertilizantes sintéticos o suplementos con contenido tóxico para el ambiente.

Es un método sustentable con el ecosistema porque se ahorran recursos energéticos y no se contamina la tierra.

Presenta la desventaja que el tiempo natural que necesitan los animales para comer y desarrollarse, se hace insuficiente para el ritmo acelerado de comercialización mundial.

Debido que no sólo protege el ambiente, sino también emplea un trato digno a los animales, muchos consumidores actualmente se aseguran en escoger productos que provengan de la ganadería extensiva.

 

Ganadería intensiva

Destaca por los altos volúmenes de producción y estándares de calidad. Dirigidos para cadenas de distribución masivas, se enfoca en la optimización de tiempo.

Para un rápido crecimiento y desarrollo de los animales, se hacen uso de numerosos complementos alimenticios y fertilizantes con niveles concentrados en nutrientes.

Los animales suelen estar en lugares cerrados, con poco espacio de movilidad y limitados a comer, con condiciones de temperatura e iluminación adaptadas a acelerar su crecimiento en el menor tiempo posible. Se caracteriza por altos costes de infraestructura y recursos, y también porque el uso de los alimentos enriquecidos y fertilizantes deja un impacto contaminante y corrosivo en la naturaleza.

 

Diferencias entre estos tipos de ganadería

Es un debate frecuente, a continuación las más notables diferencias entre estos dos tipos de ganadería, la ganadería intensiva y extensiva:

  • Costes de inversión: la ganadería extensiva requiere grandes hectáreas de territorio para que los animales se desarrollen. La ganadería intensiva aunque necesita poco espacio físico, demanda una alta cantidad de materiales y alimentos enriquecidos para acelerar el crecimiento.
  • Homogeneidad: en su forma extensiva, no ofrece homogeneidad en sus productos. Por su parte, en la ganadería intensiva, se garantiza la homogeneidad porque se examina y clasifica con gran detalle para garantizar altos niveles de calidad.
  • Consumo energético: el consumo de agua, electricidad y otros recursos usados en la ganadería intensiva puede triplicar el consumo en su forma tradicional extensiva.
  • Ambiente y sustentabilidad: sin duda es el aspecto más preocupante, numerosos estudios han demostrado y confirmado el grave daño que la ganadería intensiva ocasiona en el ambiente. Químicos en los fertilizantes que contaminan el agua, erosión y sequía en la tierra, contaminación en la capa de ozono debido al monóxido de carbono, consumo elevado de gasolina y otros combustibles fósiles, etc. Son numerosos los daños indelebles al  ecosistema y esto ha encendido las alarmas de los gobiernos y corporaciones a nivel mundial para frenar o al menos minimizar el efecto colateral en el planeta.

Hacer un comentario:

Acerca de mí

Soy Sebastián y amo saber todo sobre los circuitos productivos. ¿Por qué? Porque creo que son extremadamente importantes para los niños y para la educación. Son «como se hacen las cosas», son como funciona el mundo, con procesos perfeccionados.

Artículos destacados

Weekly Tutorial